sábado, 29 de enero de 2011

Coherencia progre


Aquellos que me siguen (alguno hay) saben que lo que más valoro en las personas es el que sean consecuentes, el que actúen según las creencias que tengan (o que digan tener) en cada momento. Y no me importa que ideología sea; si eres un racista y supremacista blanco no te puedes liar con una sudamericana o una negrita con la excusa “es que está muy buena” si eres demócrata no puedes tolerar ni justificar NINGUNA dictadura, no importa cuál sea su color político, ni las barbas que tenga el dictador de turno, de igual manera que si eres ateo y laicista no puedes tolerar NINGUNA religión en la sociedad, no defender a unas y atacar a otras en función de lo políticamente correcto y lo que se lleve en cada momento.

De igual modo que no tolero que un comunista vaya criticando el capitalismo y vaya diciendo a la gente cómo vivir su vida, mientras vive en un chalet que cuesta más que alimentar a cien familias congoleñas durante un año, o que alguien que se autodenomina pacifista no critique una guerra mientras se dejó la piel denunciando otra no tan diferente.

Pero claro, esto es España, y aquí el ser coherente no es algo que se vea mucho, y un ejemplo claro lo tienen en el protagonista de mi artículo de hoy; Bardem, el adalid de la progresía patria.

Los que tengan buena memoria, recordaran que en tiempos de Aznar, este hombre y su mama lideraron el movimiento “No a la guerra” (y el “Nunca mais” y el del “Tireless” y contra Bolonia, y el…) estando en cabeza de cada manifestación que se convocaba (vean la fotito arriba) y usando cada oportunidad para sacar la pegatinita (me viene a la cabeza la vergüenza de la ceremonia de los Goya con “Animalario”) criticando al gobierno de la época y a quienes lo votaron.

El tipo empezó a mosquearme cuando en la ceremonia de los Oscar parece ser que se olvidó la pegatina y el discursito panfletario en casa. Que cosas, teniendo la oportunidad de criticar el “imperialismo americano” en el lugar y el momento más adecuado, como era el estrado de los Oscar, con cientos de millones de personas viendo la ceremonia en todo el mundo, se quedó calladito y no hablo de la guerra de Irak ni soltó una sola critica al capitalismo o a los yanquis. Ya que tiene tantos huevos, que demuestre allí públicamente lo antibelicista que es. ¿no?

El caso es que conforme su carrera en América ha ido despegando, sus críticas (y las de su mama) hacia los odiados yanquis se han ido atemperando, hasta quedar en una cosa del pasado, recordada solo por los que tenemos buena memoria.

La cosa podía haberse quedado ahí, pero aquí viene la guinda del pastel; el actor que lleva la izquierda por bandera, que encabezo las críticas a los americanos por la guerra de Irak, que presume de españolidad en cada recogida de premios y que se pone el pañuelo palestino cada vez que hay que dar caña a Israel, decide tener a su hijo en América, no solo eso, sino que lo han tenido en el centro más exclusivo de Beverly Hills (2500$ al día) toma ya.

Hombre, no digo que se vaya a cuba a tener el niño (aunque por coherencia ideológica y familiar allí deberían haber ido ¿no dicen que la sanidad allí es mejor que en los Estados Unidos?) pero que no se vayan a la clínica "SINAI" bastión del movimiento judío de America…

En fin, que decir, estos son nuestros progres, que queman la bandera americana y se ponen el pañuelito palestino para ir de rebeldes y guays, pero a la hora de la verdad se largan a América para que él, su mujer y su churumbel puedan optar sin problemas y rápidamente a la ciudadanía Americana.

O será como dice un amigo, que la gente de izquierdas está más allá del bien y del mal…

9 comentarios:

Anónimo dijo...

la vida te de sorpresas..sorpresas te da la vida...mac´calajan... decia : con la "pasta" en la cartilla,, se te olvida hasta la "guerrilla"...,enhorabuena a la madre del bebe ...

Wafah dijo...

Totalmente de acuerdo contigo en lo de la coherencia, emigrante. Ahora, a mi me sigue gustando Bardem, lo siento, ¡pero es que está buenisimo! jajajaja. Saludos.

Wafah dijo...

Por cierto emigrante, se me ha olvidado decirte antes que me gusta mucho mas el tipo de letra que has usado en esta entrada que el que venias usando antes. Es más redondita y queda más mona.

El emigrante dijo...

Sera eso anónimo, el “todo por la pasta” y ese niño ha nacido con un pan debajo del brazo, o un par de millones (los de la exclusiva, claro :))


¿Buenísimo? Pues vaya gusto que tienes hija…

Wafah dijo...

ya ves emigrante, no todos pueden ser tan guapos como tu. Por cierto, sigo esperando lo que te comprometiste a aclarar. espero que no se te haya olvidado. saludos.

El emigrante dijo...

No sabes si soy guapo o no Wafah, nunca me has visto, y sobre lo que te prometi, ya te he contestado en el siguiente post.

Carlos Fernández Ocón dijo...

El emigrante, no sé cómo me perdí esta entrada en su día. He clicado 'coherencia progre' porque 'quiero hacer algo con eso' y has aparecido tú. Seguramente 'te pondré', si no te importa. Ahora voy a seguir mirando por google.

Muy bueno.

Saludos

Anónimo dijo...

CARLOS COJON
deja de joder con la puta roja de Rosa diez.

El emigrante dijo...

Pues sí, Carlos, un tema interesante, la coherencia progre ¿verdad? Y no te preocupes por “ponerme” jajaja


Anónimo, Carlos no jode a nadie, así que deja que diga lo que quiera. Y sobre Rosa Diez… pues si una persona que luchan contra la corrupción, los nacionalismos independistas y defiende la unidad de España es una “puta roja” que meden muchas de esas, que me den.


Saludos.